El equipo representativo del Tec de Monterrey, campus Monterrey, se alza con el triunfo del primer torneo interuniversitario de Esports avalado por la CONADEIP
por Ricardo Treviño - 12/04/2019

Ricardo Treviño | Redacción Nacional

“¡Se escuchan las trompetas de guerra!, ¡Estamos en 'La Grieta del Invocador'!”, era el grito de un narrador de deportes electrónicos que invitaba al público a presenciar la gran final del Campeonato Nacional de Esports de la CONADEIP.

El 11 de abril en el Auditorio 1 del Centro de Congresos del Tec campus Guadalajara –sede de la final del campeonato- la copa ya aguardaba por un dueño; atrayendo miradas con su silueta y sus largas asas adornadas con listones que se asemejaban a las de la “Orejona” de la UEFA Champions League.

Dos representativos del Tec de Monterrey eran los últimos aspirantes a obtener la deseada presea. Ellos eran los sobrevivientes de un torneo eliminatorio del juego de estrategia League Of Legends, en el que se inscribieron 18 equipos de varias universidades y campus del Tec.

Jugadores de esports en competencia

Como protagonistas del último encuentro estaban los equipos del Tec campus Monterrey y del Tec campus Chihuahua.

Los regios llegaban como favoritos ante el público. El seleccionado estuvo integrado por los miembros de Absolution, equipo que recientemente obtuvo campeonatos en torneos universitarios como la U-League y la Borregos Esports Cup.

Por otro lado, el representativo del Tec campus Chihuahua llegó hasta esa instancia como un equipo modesto, pero aguerrido, que buscaba convertirse en el “caballo negro” de la competencia y alzarse con su primer campeonato como equipo.

Jugadores de esports

 

Aunque no presentó un lleno, el recinto tuvo la cantidad de fanáticos suficientes para generar un ambiente de final, con porras y gritos con los que incitaban a los jugadores a darlo todo.

A diferencia de duelos anteriores en la eliminatoria, ahora, el vencedor no sería quien ganara 2 de 3 partidas, sino el que derrotara en 3 de 5 a su contrincante. Se pronosticaba una batalla de varias horas de duración y así fue, casi 4 horas de duelo.

El momento de la contienda por fin llegó. Solo quedó iluminada la proyección de la partida, dos lámparas de la producción de Skill Sports que transmitía el encuentro en línea.

competencia de esports

 

Tanto en la pantalla ubicada a espaldas de los jugadores, como en la transmisión en línea, el encuentro fue diferido 3 minutos, para garantizar un juego limpio y preservar la estrategia del duelo.

Por la entrega y pasión que pusieron sus integrantes durante la competencia, el equipo de Chihuahua se quedó como el favorito del público, recibiendo apoyo en todo el encuentro con gritos de aliento de los asistentes.

Desde los primeros minutos de la partida inicial, los múltiples “asesinatos” y batallas campales en “La Grieta del Invocador” provocaron la euforia de los fanáticos de los Esports, que acrecentaban sus ovaciones conforme el match avanzaba.

“¡Vamos, vamos!”, “¡ya, ya ,ya!”, se escuchaba por momentos gritar a los capitanes Iván Almanza, de Chihuahua; y Humberto Potes, de Monterrey, motivando a sus compañeros durante la batalla en la arena virtual.

El equipo del campus Chihuahua se llevó la primera partida en un enfrentamiento que fue parejo en cuanto a oro obtenido y asesinatos. Los estudiantes saltaron de sus sillas y se abrazaron en júbilo. El público se unió a ellos ovacionándolos y aplaudiéndoles la victoria parcial.

Los de Monterrey poco tardaron en reaccionar e hicieron valer su experiencia de varios años en torneos universitarios nacionales e internacionales.

Para la segunda y tercera partida, los regios sacaron la casta y con base en su estrategia, bloquearon el juego de los de Chihuahua hasta derrotarlos para remontar en el marcador, poniéndose a una victoria del campeonato.

Antes del último duelo, durante un receso de 10 minutos, los regios salieron del salón para relajarse, dialogaron tranquilamente sobre los pasos de la estrategia a seguir, mientras que los de Chihuahua hicieron un team back sobre el foro, juntos, como lo hacen los jugadores de futbol americano para automotivarse.

jugadores se abrazan

La partida decisiva estaba a punto de comenzar y en el recinto se escuchaba fuerte el clamor de los presentes: “¡sí se puede!”, “¡vamos Chihuahua!”.

Finalmente, a pesar de que los chihuahuenses daban muestras de poder reponerse y salir avante, el milagro no llegó y fueron vencidos por los regios por 3 partidas a 1 en una final que mantuvo al público al borde del asiento.

El equipo del Tec campus Monterrey tuvo una celebración mesurada al finalizar el encuentro, los jugadores cruzaron hasta el otro lado del foro para saludar y mostrar respeto a sus adversarios.

No obstante, los de Chihuahua no decayeron, fueron reconfortados y apapachados por el público, que nunca dejó de alentarlos, impulsándolos a mejorar y a volver más fuertes en la siguiente edición del campeonato, “¡vamos Chihuahua, el próximo año sí les ganamos!”

Durante la ceremonia de premiación, directivos del Tec de Monterrey entregaron las copas de campeón y subcampeón, así como medallas al tercer lugar (el equipo del Tec de Monterrey, campus Guadalajara). Manifestaron que continuarán apoyando la disciplina de los Esports en la institución.

copas de campeón y subcampeón

 

LEE TAMBIÉN:

 

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios