Diana Urquiza, directora de la carrera de Ingeniero de Producción Musical logró resolver retos didácticos y técnicos para sus clases en línea
Por Rebeca Ruiz | Campus Ciudad de México - 06/05/2020

 ¿Cómo tomar una clase colaborativa en línea de producción y edición de música con los alumnos haciendo ejercicios en tiempo real?

 Ese fue el reto al que Diana Urzquiza, directora de la carrera de Ingeniero en Producción Musical del Tec de Monterrey en Ciudad de México se enfrentó con las clases no presenciales.

 La profesora narra a CONECTA cómo sus clases de postproducción y masterización digital se realizan normalmente en laboratorios de audio y cómo logró adaptarlas con éxito a la contingencia.

 “Para convertir la materia en línea teníamos que ser creativos, realizamos un despliegue tecnológico con el software a utilizar, para que cada estudiante pudiera tenerlo”, comenta.

 “Al ser el audio una prioridad en nuestras clases, no podíamos tomárnoslo a la ligera, así que hicimos tutoriales para todos los campus del país.

 

 SINCRONIZAR LOS AUDIOS EN VIVO

 Uno de los desafíos de las clases a distancia, detalla Urquiza, era compartir audio de muy buena calidad a través de las tecnologías de videoconferencias.

 “En conjunto con Tecnologías Educativas de Monterrey coordinamos la entrega de licencias de software profesional de audio. 

“Abrimos asesorías personalizadas, buscamos la manera de compartir audio de alta calidad en streaming vía Zoom”.

Al final, el resultado fue notable y la adaptación de la clase fue reconocida en una videoconferencia con profesores del Tec de todo el país por el rector David Garza.

 

la profesora dando clase
La profesora Diana Urquiza durante su clase en línea

  

LA INNOVACIÓN, CLAVE PARA LAS CLASES EN LÍNEA

 La profesora comentó que, en sus clases se reta a los estudiantes a una participación dinámica, a investigar y solucionar problemas con el uso adecuado de la tecnología.

 “Las clases no deben ser solo el hablar en una pantalla. Aún los contenidos teóricos y reflexivos deben darse mediante actividades de mucha participación.

 “Se realizan diversas dinámicas como retos, proyectos breves, también se invita a expertos en el área para que interacción con los estudiantes, ya sea compartiendo sus experiencias o bien asesorando los proyectos”, agregó.

 “La innovación en clases en línea no sólo es posible y necesaria sino indispensable. No sería posible transformar una clase sin innovar y romper paradigmas.

 “He tenido todo el apoyo por parte del Tec y de la academia y estoy muy agradecida. Hemos traído muchas ideas y actividades innovadoras y disruptivas, pero siempre se me ha dado la confianza para aplicarlas y afortunadamente han sido muy exitosas.

 “Por supuesto también toda la transformación que el Tec ha hecho de su estructura de trabajo, la creación de nuevos equipos, modelos, y las facilidades tecnológicas han sido fundamentales”, concluyó.

 

Diana Urquiza

 

EL MODELO FLEXIBLE DIGITAL DE CLASES EN EL TEC

 Ante la contingencia por el COVID-19, el Tec suspendió clases presenciales el 17 de marzo e inició la siguiente semana con sus clases con el Modelo Flexible Digital, que ya había usado parcialmente con algunos alumnos.

 Posteriormente, en abril, lo reforzó y para incluir en lo que denominó Modelo Flexible Digital Plus seis pilares formativos:

 ·         Continuidad Académica 2.0 (más recursos para la educación a distancia)

·         Life @ Home (opciones de vivencia cultura, deportiva, etc. a distancia)

·         Cuida tu mente (opciones para bienestar emocional y mental)

·         Boost your skills (recursos de fortalecimiento de habilidades)

·         Beneficios de valor Tec (servicios y productos para la comunidad Tec)

·         Vinculación comunitaria Tec (acciones sociales)

 

SEGURO QUERRÁS LEER TAMBIÉN:

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Categoría:

En Nuestros Otros Medios