El Tecnológico de Monterrey se ha caracterizado por dejar huella en cada persona que pisa el campus, y Aideé Granados, EXATEC de campus Tampico y vencedora del cáncer de mama, está lista para contárnoslo.
por Fermín Narváez - 29/09/2019

Octubre es el mes de la sensibilización hacía el cáncer de mamaAideé Granados es una EXATEC del campus Tampico que no solo venció esta enfermedad, sino que gracias a ella fundó una organización para ayudar a mujeres hispanas que viven en EE.UU. a prevenirla.

Aideé Granados Peña egresó del Tecnológico de Monterrey en campus Tampico en diciembre del ’98 y nos contó a grosso modo lo que ha vivido desde que se fue.

Aideé Granados, EXATEC del Tec campus Tampico
Aideé Granados, EXATEC del Tec campus Tampico

Después de haber terminado la carrera de Licenciatura en Administración de Empresas comenzó la maestría en educación, también en el Tecnológico de Monterrey y se graduó en el 2000. Trabajó ahí como profesora y en el área de asuntos estudiantiles (ahora LiFe) y posteriormente, continuó su vida profesional en la Ciudad de México. Hoy, se encuentra en Dallas a donde se fue a vivir desde el 2012.

Estando en Dallas los doctores le informan a Aideé sobre su enfermedad, cáncer de mama.

Para mi familia y para mí fue difícil, sorpresivo. Sin embargo, fue una oportunidad para crecer juntos y valorar lo más importante: nuestra fe, la vida, el amor. Son momentos duros que traen aprendizaje, si así lo decides. En familia, el cáncer nos permitió crecer; sin duda alguna. Nuestra vida es hoy mejor que antes del diagnóstico y tratamiento.

Aideé con su hija

Nos comentó sobre como superó esta prueba y también todo lo que aprendió...

La mayor enseñanza fue entender que toda adversidad, como lo fue el cáncer, es temporal, local y controlable en la medida de nuestras decisiones, juicios y determinación. Confiar en Dios, pedir ayuda, aceptar la ayuda, y no tener jamás miedo a decir “te amo”, son algunas enseñanzas prácticas que también sumé.

Aideé nos cuenta que definitivamente el cáncer cambió su vida, para mejorar.


Asimismo, nos habló sobre cómo es que nació el nombre de su fundación: "Rosa es Rojo"... un día, en medio de sus tratamientos, comenzó a marearse, ella sabía que no era la medicina, dice que fue por el temor de toda la falta de conocimiento que existía en ella sobre la prevención del cáncer, el temor de que otras mujeres no conocían como evitar esta enfermedadDespués de mucho pensar, llegó a la conclusión de que el cáncer de mama, ese listón rosado, no era para ella; ella no necesitaba un rosa, ella necesitaba... algo más fuerte, brillante, resplandeciente... ¡rojo! ¡necesitaba rojo! rojo de prevención. Entonces, una mañana sólo fue con su esposo y le dijo “¡EL ROSA ES ROJO!” y fue cuando decidió enfrentar su enfermedadnació su fundación: “Rosa es Rojo”.

Rosa es Rojo” comienza en agosto del 2016. La fundación se dedica a educar mujeres hispanas que viven en EE. UU. en el tema de bienestar y prevención de cáncerAideé nos cuenta que esta fundación inicia porque la mayor causa de muerte entre hispanos viviendo en EE. UU. es esta enfermedad: “Hay una gran necesidad de educar como tener un estilo de vida más saludable y me siento contenta porque lo más importante es ver que las mujeres están cambiando”.

Momentos de Aideé en su fundación "Rosa es Rojo"
Momentos de Aideé en su fundación "Rosa es Rojo"

Mi visión es de SUPERVIVENCIA. Exprimir la vida al máximo, disfrutar pequeños detalles, confiar y ser agradecida.

Hoy, Aideé se considera una superviviente y su experiencia con el cáncer es lo que le alimenta las ganas y el deseo de que ninguna otra mujer viva lo que ella vivió, que las mujeres conozcan las oportunidades de cómo prevenir está enfermedadAideé incluso considera a las vencedoras como ejemplos de supervivencia.

Todavía somos una fundación naciente pero estamos felices… Hoy hemos atendido a más de 700 mujeres hispanas en el norte de Texas; ellas han recibido en conjunto más de 6000 horas de capacitación en temas de bienestar, es decir: sana alimentación, salud mental y emocional, actividad física, etcétera. Hemos crecido mucho en el último año: En presupuesto operativo 9 veces, y además acabamos de ganar hace 3 meses un premio a la mejor organización del año en el nivel micro.

Cabe destacar, que el premio que Aideé menciona fue por la Mejor Organización Sin Fines de Lucro 2019 a nivel internacional. Otorgado por "D Magazine", una de las revistas más importantes de Dallas

Aideé nos dice que la fundación está creciendo rápidamente, pues además de todo esto, ahora cuentan con un podcast en Spotify llamado “Supervive”. Este, es su proyecto más reciente y tienen muchos más en mente: “En 3 años queremos atender en otras ciudades, y en 5 años queremos estar en al menos 5 estados de EE. UU.”

Le preguntamos a Aideé cómo fue que el Tecnológico de Monterrey la ayudó a ser quién es hoy y cómo influyó en su misión actual

Siempre he visto al Tec como un buffet: En un buffet hay de todo y puedes tomar mucho de lo que tú quieres o probar moderadamente de cada cosa, y el Tec es así

De igual forma, Aideé mencionó con amor hacia la institución sus mejores recuerdos y momentos:

Mi mejor recuerdo sin duda son mis amigos, sobre todo en grupos estudiantiles. De hecho, la mejor decisión que pude tomar en mi vida es probar un poco de todo en el Tec, pero sin duda, grupos estudiantiles fue lo que me formó: Pasar horas en el campus, divirtiéndome, planeando… Todo eso fue lo mejor de mi estancia ahí. Además que dejó en mí el amor a aprender continuamente, y la inquietud de resolver retos. El Tec me dejó esa habilidad de sentarme, planear y actuar.

Aideé Granados, EXATEC de campus Tampico, con su organización "Rosa es Rojo"

Aideé deja un mensaje final a todos esos estudiantes que están a punto de graduarse:

Siempre recuerden que tenemos la responsabilidad de cambiar aquello que no funciona. Puede ser en nuestras familias, ciudades, países, o en el mundo entero . Un alumno del Tec sale con ese sello, esa responsabilidad y habilidad de poder hacerlo si se lo propone… Abran bien los ojos, el mundo puede cambiar y podemos hacer de este mundo un mundo mejor.

No cabe duda que los grandes desafíos traen consigo grandes recompensas y que la experiencia de Aideé, ha servido para hacerla fuerte y ayudar a otras mujeres a encontrar esa fuerza. Este octubre no olvides que el ¡Rosa es Rojo!

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios