Estudiantes del campus Monterrey honraron la multiculturalidad presente en la institución durante la tradicional ceremonia del Árbol de la Fraternidad
Por MARTHA MARIANO | CAMPUS MONTERREY - 13/10/2021 Fotos MARTHA MARIANO

La multiculturalidad que se vive todos los días en el campus Monterrey tuvo un momento para ser conmemorada durante la ceremonia del Árbol de la Fraternidad.

Como cada 12 de octubre, en el marco del “Día de la Raza”, el Tec de Monterrey desde hace 67 años celebra la diversidad cultural que alberga la institución a través de sus estudiantes.

Llevado a cabo nuevamente de manera presencial este evento forma parte de las actividades y conmemoraciones que se están retomando en el campus por parte de los grupos estudiantiles, llevadas a cabo bajo estrictas medidas de seguridad e higiene.

Alumnos de diferentes partes de México, América Latina y el mundo se reunieron a las 13:00 horas en la explanada del CIAP justo a un costado de las astas que presentan las banderas de diferentes países.

 

Alumnos y autoridades izaron las banderas durante la ceremonia del Árbol de la Fraternidad
Alumnos y autoridades del campus Monterrey izaron las banderas de los diferentes países en la explanada del CIAP.

 

“El campus Monterrey es un sinónimo de diversidad cultural con cerca de 20 mil alumnos de profesional y más de 2 mil 600 de posgrados, al menos la mitad de ellos son alumnos foráneos y de otros países”, reconoció Mario Adrián Flores, vicepresidente Región Monterrey.

Organizado por el Consejo de Asociaciones Regionales y Extranjeras, el evento reunió a estudiantes de diferentes partes del continente para izar las banderas a manera de homenajear sus raíces.

“Hoy es un día muy especial, para la convivencia existen dos elementos que nos van a ayudar siempre a convivir independientemente de qué parte del mundo seamos, el respeto a otro como un legítimo otro y la compasión”, destacó Flores.

Por su parte Moraima Campbell, directora de LiFE en la Región Monterrey,  destacó que este evento representa la unidad entre sus estudiantes.

 “Simbolizamos la diversidad y el enriquecimiento que tenemos por las diferentes culturas en este campus. Para mí es un gran valor que tiene el Campus Monterrey, y en este evento en que depositamos tierra en nuestro árbol el mensaje de la unión es maravilloso”, señaló.

Actualmente, el Campus Monterrey cuenta con alumnos provenientes de todos los estados de nuestro país, además de estudiantes de aproximadamente 27 diferentes naciones.

 

“El campus Monterrey es un sinónimo de diversidad cultural con cerca de 20 mil alumnos de profesional y más de 2 mil 600 de posgrados, al menos la mitad de ellos son alumnos foráneos y de otros países”.- Mario Adrián Flores

 

Viven la multiculturalidad en comunidad

La ‘Canción de todos', de la cantante argentina Mercedes Sosa fue la pieza elegida para el momento en el que alumnos y directivos se dispusieron a izar las banderas.

Alejandra Andrade, presidenta del Consejo de Asociaciones Regionales y Extranjeras hizo un llamado a sus compañeros a involucrarse como comunidad estudiantil y conocer de cerca las asociaciones de sus compañeros extranjeros.

“Son las personas las que te hacen quererte quedar y esto es lo que venimos hoy a celebrar, el Árbol de la Fraternidad donde se unen todas las culturas.

“Los invito a seguir cosechando de esta multiculturalidad en nuestras vidas, al final de cuentas es nuestro hogar lejos de casa”, detalló.

Posteriormente los asistentes se dirigieron al Árbol de la Fraternidad, símbolo insignia de diversidad del campus Monterrey, ubicado entre el Edificio de Rectoría y el Pabellón La Carreta.

Fue en este sitio donde los estudiantes depositaron tierra de diferentes estados de la República celebrando la hermandad e integración.

 

Alumnos extranjeros compartieron su experiencia en la ceremonia del Árbol de la Fraternidad
(De izq. a der.) Charivel Fermín originaria de República Dominicana, Diego Mercado originario de Bolivia y César Páez de Venezuela.

 

‘Siembran’ la diversidad cultural

Charivel Fermín originaria de República Dominicana, Diego Mercado originario de Bolivia y César Páez de Venezuela, fueron los tres jóvenes que compartieron su experiencia como estudiantes extranjeros del campus Monterrey.

“Cuando se me presentó la oportunidad de venir a México yo solo dije que sí, aquí encontré nuevos amigos y familias, porque ser alumno extranjero es portar orgullosamente tu bandera en la espalda”, comentó Charivel.

La también presidenta de la Asociación de Estudiantes de Centroamérica y el Caribe afirmó además que ser parte de la comunidad del Tec le ha permitido conocer la riqueza cultural de todos sus compañeros.

“Los mexicanos me recibieron con los brazos abiertos desde el primer día y nunca me sentí fuera de lugar”, expresó Diego Mercado, presidente de la Asociación de Estudiantes de Bolivia.

“Aquí mis compañeros me enseñaron nuevas cosas, México está lleno de lugares hermosos, gente amable y aunque un tanto picante, comida deliciosa, así muy rápidamente pude contagiarme de ese amor que tienen los mexicanos”, dijo.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Estudiantes de Sudamérica, César Páez aseguró que lo que nos hace una hermandad es reconocer la humanidad en todos nosotros sin importar de qué país provengas y qué diferencias tengas.

“Pasé de ser un venezolano a ser un estudiante del Tecnológico de Monterrey en donde más allá de representar a mi país he sido capaz de representar a mi país en eventos de innovación y deportivos”, agregó.

 

“Cuando se me presentó la oportunidad de venir a México yo solo dije que sí, aquí encontré nuevos amigos y familias, porque ser alumno extranjero es portar orgullosamente tu bandera en la espalda”.- Charivel Fermín

 

Un encuentro con tradición

Un 16 de junio de 1954 el profesor Juan Certucha Lanusa tuvo la iniciativa de sembrar una vara de nogal cubriéndola con tierra de diferentes estados de México y algunos otros países del centro y sur de América, de donde provenían los primeros estudiantes extranjeros.

Aunque de un inicio se sembró un nogal, hace años se trasplantó un sabino en sustitución del nogal, que representa una de las grandes tradiciones que simboliza la multiculturalidad del campus Monterrey.

 

No te puedes perder:

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría:

Notas Relacionadas