Las propuestas ganadoras participarán en el Festival de emprendimiento INCmty a celebrarse en noviembre en Campus Monterrey.
por Carlos González Angulo - 18/10/2017

Un teclado al que le incorporaron el sistema braille para ayudar a niños con discapacidad visual durante el primer contacto con la computación; una pulsera de materiales reciclados cuya compra abona a la plantación de un árbol y la impartición de una clase de robótica; así como la venta de plantas decorativas de moda que además aseguran el crecimiento de un huerto urbano son los 3 proyectos ganadores del Reto Emprendedor con Sentido Humano 2017.

 

Esto los hizo acreedores a participar en el festival de emprendimiento INCmty a celebrarse en Campus Monterrey en noviembre próximo y donde presentarán sus propuestas para competir contra las de todo el país.

 

Los alumnos tuvieron 2 opciones para donar las utilidades. La primera, denominada: organizaciones “Fuerza México”, que incluía a TECHO, Un kilo de ayuda y Cruz Roja Mexicana, para apoyar a los damnificados de los sismos ocurridos en nuestro país. La segunda, les permitía a los equipos de estudiantes emprendedores invertir en proyectos de impacto social del campus como:

 

Tipi,

Freya,

Pride,

TECHO (como Grupo Estudiantil al interior del campus),

Proactible,

Rehilete y

Tips.

 

Un teclado braille, una pulsera ecológica y reforestar mediante la adquisición de una planta fueron los proyectos ganadores de la emisión 2017 del Reto Emprendedor.

Un teclado braille, una pulsera ecológica y reforestar mediante la adquisición de una planta fueron los proyectos ganadores de la emisión 2017 del Reto Emprendedor.

 

Cada equipo decidió a cuál opción destinar sus recursos; podían mezclar ambas y definir porcentajes a donar. Los 3 proyectos ganadores obtuvieron el premio que incluye la oportunidad de presentar sus propuestas en el festival de emprendimiento Innovate, Network, Create (INCmty), con hospedaje y transporte terrestre redondo para cada miembro del equipo.

 

Geraldina Silveyra León, profesora de la División de Emprendimiento e Innovación (DEI) y directora de la Incubadora de Empresas del campus, opinó luego del término del desafío: “lo vivimos de una manera diferente a años anteriores. Se sumaron distintas áreas del campus que se integraron como equipo y eso se refleja en el resultado, con profesores de ciencias básicas, de negocios, el área de relación con egresados, entre otras”.

 

En cuanto a las propuestas presentadas y la dinámica establecida indicó: “los vimos muy motivados. Al revisar sus ensayos es una buena forma de medir el sentir de los alumnos y lo que fue su vivencia esta semana… Los proyectos aprovecharon lo que estaba al alcance de ellos y otros buscaron tener una diferenciación y ofertar algo extra”.

 

Al finalizar, los participantes decidían la proporción y asociación a la que donarían las ganancias.
Al finalizar, los participantes decidían la proporción y asociación a la que donarían las ganancias.

 

Proyectos ganadores

 

Teclado con braille

Mathew Gabriel López García, estudiante de Médico Cirujano (MC), explicó que el proyecto en el que participó tenía el propósito de desarrollar soluciones tecnológicas incluyentes para personas que viven con discapacidad visual. “Hicimos un teclado al que le incorporamos el sistema braille y funciones como vibración y respuesta con sonido para interactuar mejor con el usuario. Funciona para niños que van a tener un primer acercamiento con la computadora… Es intuitivo y se adapta al usuario, por lo cual es muy amigable. Buscamos también convenios que busquen ser incluyentes”.

 

Su modelo de negocio era pagar el teclado para alguien más al colaborar con 10 pesos y cuando juntaban los 500 que vale, se registraban los nombres y serán donados a 3 escuelas para niños con discapacidad visual en convenio. El reto era lograr 10 teclados.

 

Pulsera ecológica

Juan Pedro Casian Porter, alumno de Mecatrónica (IMT), comentó que su equipo, también premiado en el reto, trabajó una propuesta social y ecológica: una pulsera de silicón reciclado con el lema “Be the change”; simbólica, en 30 pesos, y cada 20 pulseras se aseguraba la plantación de un árbol. Se vinculó además con la asociación “Bosque Urbano” y la empresa Software Group.

 

Así, cada 10 árboles plantados los participantes del equipo se comprometieron a dar una clase de robótica y tecnología en una escuela primaria pública de bajos recursos. Vendieron 500 pulseras para plantar 25 árboles e impartirán 2 clases de robótica.

 

El ejercicio se acompaña de sesiones de retroalimentación tituladas “Mañanas desastrosas”.
El ejercicio se acompaña de sesiones de retroalimentación tituladas “Mañanas desastrosas”.

 

Concepto de bienestar y coexistencia

Daniel Anastacio Velázquez Trujillo, de la carrera de Creación y Desarrollo de Empresas (LCDE), expresó que su equipo quiso agregar un valor ecológico y social en su proyecto llamado Hygge: plantearon la idea de que cada planta comprada fuera un árbol plantado en Guadalajara. Vendieron 150 plantas, llamadas suculentas, que ofrecía solución a no tener tiempo para plantar el árbol. Asociados con “Bosque Urbano A. C.”, se centró en el sentido de reforestación al adquirir una planta decorativa.

 

Sesiones de retroalimentación

Asimismo, Silveyra resaltó los resultados de la actividad “Mañanas Desastrosas”, que es parte del reto, donde los alumnos tuvieron la oportunidad de compartir los fracasos a los que se habían enfrentado. “Escuchar sus reflexiones valió la pena, para aplicar sus vivencias a su formación”, agregó.

 

El Reto Emprendedor consistió en reunir en equipos multidisciplinarios de estudiantes que multiplicaron un capital semilla de $2,000 pesos para desarrollar una idea de negocio innovadora. Durante la Semana i, cada equipo recibió el capital y ejecutaron su propuesta de emprendimiento.

 

El Reto Emprendedor con Sentido Humano tiene una duración de 4 meses; inicia en agosto y termina en noviembre de 2017. Está dirigido a más de 1,100 alumnos de primer semestre de todas las carreras profesionales. La actividad se vive en equipos de 5 integrantes, los cuales se asignan de manera aleatoria, buscando que éstos provengan de diferentes carreras profesionales. A cada equipo se le asigna un mentor, quien guía al equipo a lo largo del reto en la toma de decisiones y en la asimilación de los aprendizajes adquiridos.

Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios