Oziel Serrano y Eduardo Legorreta son los dos estudiantes acreedores de la “Beca al Talento Emprendedor” en Campus Hidalgo.

Esteban Sánchez | Campus Hidalgo

 

En años recientes el Tecnológico de Monterrey ha sido reconocido por ser una de las 25 mejores universidades en Emprendimiento de acuerdo a un estudio conjunto entre The Princeton Review y la revista Entrepreneur (#14 en el ranking publicado en 2017). Este logro acredita la visión del Tec de “Formar líderes con espíritu emprendedor, sentido humano y competitivos internacionalmente”. En esa misma vena, se crea la Beca al Talento Emprendedor como una forma de reconocer y atraer a los mejores alumnos con potencial de convertirse en los futuros fundadores, CEOs y líderes empresariales del país.

 

En su primera edición la Beca al Talento Emprendedor reconoció a 25 estudiantes de todo el país (de un total de 305 postulantes en una primera fase y de 60 finalistas) con una beca del 70% para estudiar cualquier carrera dentro del Tec. Dos de los galardonados son Oziel Serrano y Eduardo Legorreta quienes comparten con Conecta sus experiencias, impresiones y anhelos.

 

Oziel Serrano, alumno de la Prepa Tec en Hidalgo, tiene un proyecto para el ramo de las industrias agroalimentarias. Él comenta acerca de su iniciativa: “Se basa en potencializar la alimentación a través de una planta endémica de México: el nopal, ya contamos con algunos compradores nacionales, hemos trabajado en reforzar la imagen corporativa y en diseñar un plan para la exportación”.

 

Por el otro lado, Eduardo Legorreta alumno del CBTis No. 222 ubicado en la ciudad de Pachuca, Hidalgo. Sobre su proyecto Eduardo explica “Es un sistema de monitoreo atmosférico y ambiental desplegado mediante drones. Entre nuestros logros, uno de ellos fue ganar el concurso Ideas hechas en México donde destacamos entre 1280 participantes y tendremos la oportunidad de estar en la Makers Faire Bay Area en Silicon Valley”.

 

Para ambos estudiantes la Beca al Talento Emprendedor fue algo fortuito pues cada uno lleva más de dos años trabajando con su proyecto y buscar obtener este reconocimiento no fue algo que tuvieran en mente. “Me enteré de la beca primero por un amigo que también tiene cualidades de emprendedor y además por la difusión que hizo el Tec” puntualizó Oziel. Para Eduardo también fue una grata sorpresa encontrarse con la Beca al Talento Emprendedor al revisar la oferta del Tec. “De chico tuve la oportunidad de participar en los Microcamp en Campus Estado de México. Desde entonces tuve una imagen padrísima del Tec, de sus instalaciones, y de los alumnos que salen con sus empresas” recuerda este futuro alumno de primer ingreso.

 

Desde que Oziel comenzó a postularse al programa buscó involucrarse con la Zona de Emprendimiento Innovador lo que, en palabras de él mismo, “dio una visión adecuada al negocio y le dio el sustento para que fuera viable al presentarlo a la beca”. Eduardo, por su parte dijo que desde el inicio de su proceso de inscripción: “Uno siente que te están ayudando a cumplir tu sueño, que te están apoyando a alcanzar algo”.

 

Para hacerse acreedores a este reconocimiento tuvieron que pasar dos filtros: el primero, la postulación a través del sistema de becas en donde presentaron un primer video pitch y la segunda, más retadora, un bootcamp en Campus Guadalajara en dónde se midieron con otros 60 postulantes. En este evento tuvieron que presentar su proyecto y a través de esto demostrar su potencial emprendedor frente a miembros del Instituto de Emprendimiento Eugenio Garza Lagüera y destacados emprendedores del ecosistema nacional. Eduardo comentó acerca del evento “Te encuentras con muchas personas en el mismo canal que tú. Es padre socializar y compartir ideas y pensamientos. Aprendes mucho de ellos y ellos de ti”.

 

Oziel nos mencionó que llegar al campamento generó gran felicidad en él pues “era un paso más cercano a la victoria”. Al preguntarle si sintió nervios respondió: “Manejo bien los nervios pero me preparé todos los días pensando en la presentación, qué podría mejorar, qué podía cambiar, cómo generar una buena impresión a los jueces”.

 

Después del bootcamp los jóvenes startuperos tuvieron que esperar dos semanas para conocer el resultado final. Para dárselos a conocer el equipo del Instituto de Emprendimiento así como embajadores y personal de Atracción y Comunicación de campus Hidalgo les prepararon una sorpresa. Los chicos fueron citados con el pretexto de dar un testimonio de la beca previo a conocer los resultados. En el guión del supuesto “testimonio” venía oculto el resultado favorable. Al respecto Eduardo, quien estuvo acompañado de su papá, menciona: “No me lo esperaba, me tomó muchísimo por sorpresa. Creía que solo iba a dar un testimonio y la manera en la que me sorprendieron estuvo muy padre”. En el caso de Oziel se le tuvo que notificar por medios electrónicos pues ese día participaba en el Modelo de Naciones Unidas de campus Guadalajara; “no entendía bien qué estaba pasando, cuando me enteré al leer la frase me sentí muy agradecido y alegre” recuerda.

 

Ambos estudiantes reconocen que sus familias son parte importante de su historia de éxito y que como apuntó Oziel; “mis papás creen que es una extraordinaria oportunidad que brinda el Tec, resultado de un arduo esfuerzo, trabajo y dedicación”.

 

Oziel y Eduardo comenzarán sus estudios profesionales el próximo agosto en Campus Hidalgo, sin lugar a dudas podemos esperar grandes cosas de estos futuros líderes empresariales mexicanos.

Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios