Errores de etiquetado y el incumplimiento de algunas normas, derivaron en la suspensión de algunos productos lácteos en México
Por Fany Bustos | Campus Toluca - 16/10/2020

La Secretaría de Economía informó el pasado jueves 14 de octubre sobre la suspensión de algunos productos denominados como “queso y yogurt natural” por no cumplir con lo establecido en las normas oficiales mexicanas.

De acuerdo con Cecilia Franco, directora de la carrera de biotecnología en campus Toluca, no es que antes los productos cumplieran y de pronto ya no, sino que de acuerdo con las normas oficiales vigentes su etiquetado es incorrecto.

Los compuestos que se encontraban en los productos son los mismos de siempre. No es que tengan un ingrediente más o uno menos, sino que la leyenda dice 100% leche y eso no es verdad “ comentó la experta.

Según comentó la profesora, a estos productos se les adicionan grasas vegetales para sustituir a la leche y aunque eso está permitido, el problema es el porcentaje de grasa vegetal que se les adiciona.

Una definición oficial para el queso es que es un producto que resulta de un proceso selectivo de concentración de componentes de la leche principalmente proteínas (en este caso caseína) y grasa butírica”, mencionó la experta

Entonces, para que un producto sea considerado un queso, de acuerdo con la experta este no debe tener grasa vegetal adicionada.

 

Charola de quesos

 

El mal etiquetado de los productos.

Recientemente entró en vigor el nuevo etiquetado en alimentos.

Es por eso que se están revisando todos los productos no sólo los que tienen un gran contenido calórico. Al revisar el etiquetado se sanciona a todos los productos que no cumplan con las normas” mencionó la experta.

Al respecto, Jose Luis Bátiz, director de la carrera de derecho comentó que el nuevo etiquetado no es una novedad para muchos países, pero sí una alternativa sobre elección.

Es decisión de la población elegir qué productos quiere consumir, pero es decisión y obligación del Estado informar a la población qué contienen los productos que están consumiendo” comentó.

Según la experta en biotecnología dichos productos podrían venderse en el mercado sin mayor problema con un sutil cambio en la etiqueta.

“Algunas marcas utilizan el etiquetado como ‘queso tipo…’. 'Tipo' quiere decir que no es propiamente ese producto. Todos los productos que tienen grasa vegetal van a producir imitaciones porque se tiene que eliminar la grasa butírica original”, comentó.

De acuerdo con la especialista esto no habla de una mala calidad del producto pero debe estar indicado todo en la etiqueta para que el consumidor tenga la información que necesita y pague un precio acorde a eso.

Otra implicaciones

Según el experto en derecho, aunque los productos ya están de regreso en los anaqueles luego de su correcto etiquetado, la situación se ha tornado polémica.

En los últimos días hemos escuchado cancelaciones de recursos por el poder ejecutivo, y desde luego las empresas están reaccionando. Sin embargo la Profeco debe proteger al consumidor y más cuando en México existen altos niveles de obesidad” finalizó Bátiz. 

Los expertos coinciden en que si las empresas acatan las normas y etiquetan bien sus productos y con ello evitan toda publicidad considerada como "engañosa" no sucederán nuevamente este tipo de suspensiones.

 

SEGURO QUIERES LEER TAMBIÉN:

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
1
Campus:
Etiquetas:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios