Rubén Beltrán, egresado del Tecnológico de Monterrey es segundo secretario en la embajada de México en China, donde se encarga de promover proyectos que potencian a México en Asia.
Por Astrid Nava - 28/05/2019

Astrid Nava | Campus Sinaloa

Rubén Beltrán, egresado de Ingeniería Industrial del Tec de Monterrey campus Sinaloa, ha formado parte de las embajadas mexicanas en Egipto y Arabia Saudita, siendo en esta última, donde ha coordinando proyectos con el Instituto Mexicano del Petróleo y empresas químicas de dicho país. 

Actualmente, pertenece al equipo del Servicio Exterior Mexicano como segundo secretario en la embajada de México en China, cuerpo que se encarga de representar y ejecutar la política exterior del país en el extranjero.

En dicho grupo, representa un vínculo entre ambos países en materia de políticas públicas para poder replicarlas en México, enfocándose en temas de medio ambiente, ciencia, combate a la pobreza, educación, innovación, tecnología y equidad de género.

Además, él y su equipo en la embajada buscan hacer más fuertes los vínculos entre países, y respaldar proyectos con autoridades de los gobiernos para desarrollarse mutuamente.

Recientemente, participó en la realización de estrategias de promoción para el recién inaugurado Innovation Hub Tec-China, un espacio global enfocado en formar talento, generar innovaciones y acelerar startups científico-tecnológicas.

Embajador de México en China
Rubén como maestro de ceremonias de la Fiesta Nacional de México en la Embajada de México en China 2018.

A su vez, también se encarga de impartir cursos sobre equidad de género y explicar a los estudiantes que visitan la embajada sobre la política exterior de México y las relaciones entre este y el país asiático.

Indicó que las actividades más importantes que realiza la embajada, entre otras, son:

  • La protección de mexicanos en situaciones de peligro como en Siria o Yemen.

  • Lograr la certificación de exportación de algún producto mexicano a un nuevo mercado, como la carne mexicana a Arabia Saudita.

  • Concretar un nuevo vuelo de conexión entre México y otro país, como recientemente sucedió con el vuelo Beijing-Tijuana-Ciudad de México.

"Lo que más me gusta es que nuestro trabajo puede tener impacto real en la economía, la seguridad, el bienestar y la salud de los mexicanos ", declaró Rubén.

Respecto a sus inicios, mencionó que siempre le gustaron las experiencias internacionales y cuando se enteró de una convocatoria no dudó en realizar un examen para formar parte de la embajada.

Para convocatoria de 2015 se postularon alrededor de 3000 personas y solo hubo disponibles 35 plazas, siendo Rubén uno de los seleccionados.

Rubén expresó que en ambos casos sintió mucha emoción al ser seleccionado pues los procesos son muy largos y le demandó mucha constancia y dedicación.

"Una de las habilidades que me enseñó el Tec fue a adaptarte a las diversas situaciones, ser ambicioso intelectualmente y a forjar tu pensamiento creativo y emprendedor", comentó Rubén.

A su vez, destacó que dichas habilidades lo ayudaron a sobrellevar los cambios culturales, laborales y sociales que implica su trabajo.

Finalmente, Rubén recomendó a la comunidad estudiantil no ponerse obstáculos antes de intentar cualquier cosa, así cómo no dejarse vencer y hacer el mayor esfuerzo para cumplir sus objetivos.

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Etiquetas:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios