Las vacaciones de Semana Santa son el puente más largo en México, por eso es la temporada perfecta para disfrutar de unas vacaciones con tu familia y amigos. Si todavía no sabes qué hacer, esta es tu oportunidad para visitar los pueblos mágicos en Sinaloa.
por Diana Angulo - 23/03/2018

Diana Angulo | Campus Sinaloa

Muchas veces estamos tan emocionados por conocer las grandes ciudades o deseamos tanto poder salir del país, que no prestamos atención de los hermosos y atractivos lugares que existen en México, a veces más cerca de lo que imaginas.

Un ejemplo de ello es Sinaloa, con 58,200 kilómetros cuadrados llenos de historia, cultura, tradiciones, arquitectura y comida. Cuenta con abundantes recursos naturales, además de una extensa existencia de flora y fauna. 

Por ello, alumnos de campus Sinaloa hicieron una lista de los mejores  pueblos mágicos que se deben conocer y disfrutar en Semana Santa.

Daniela Camarena, profesora del área de humanidades de PrepaTec Sinaloa, destacó que estas cuatro, locaciones representan el legado histórico del estado.

"Su pasado, sus distintas leyendas y vestigios de una economía del siglo XX, hicieron los cimientos de los hoy más concurridos pueblos mágicos de la zona noroeste de México", destacó.

Aquí te presentamos la lista:

  • Cosalá

Transitar por las calles de este pueblo magnífico, es hacer un paseo retrospectivo a través de 500 años de historia. Su arquitectura de fachadas e interiores se conserva en más del 90%. Uno de los enigmas de Cosalá es la presencia de fantasmas en muchos de sus edificios. El más antiguo del lugar, es la Capilla de Guadalupe.

Jaime López montado a caballo en Cosalá.
Jaime Mendoza alumno de 4to semestre de Ingeniería Industrial y de Sistemas (IIS) montado a caballo en Cosalá. 
“El pueblo está lleno de colores pintorescos y cerros con vistas hermosas. También existe una tirolesa, que se levanta a más de 40 metros, ahí puedes ver lo bonito que es la vegetación del lugar y si te gusta cabalgar puedes hacerlo mientras conoces el lugar”. 
 

 

 Ana Luisa Paterson en Cosalá
 Ana Luisa Paterson en Cosalá, alumna de 6to semestre de Ingeniería en Bionegocios (IBN).
“Les recomiendo que visiten la Reserva Ecológica del Mineral de Nuestra Señora, en donde, además de gozar de un encantador ambiente silvestre, se puede conocer un aviario de la guacamaya verde, particular de estas regiones de México”.

 

Fotografía: Yujani Morga
Foto por Yujani Morga, Coordinadora de Liderazgo y Vivencia .
“Un lugar donde realmente puedes ir a disfrutar y descansar, la gente es super amable y se come muy rico. Visite Vado Hondo donde están las cascadas. Cuando fui me hospedé en el hotel de Cosalá donde puedes disfrutar de tu estancia. Les recomiendo que visiten el pueblo en temporada de lluvias para que  las cascadas tengan mucha agua”.
  • El Quelite

A solo media hora de Mazatlán se encuentra el pintoresco y mágico pueblo. Hoy en día conserva las costumbres, arquitectura y monumentos del México rural antiguo ubicados a lo largo de calles empedradas. También se distingue por su auténtica cocina mexicana a base de productos regionales como las gorditas de puerco, el asado, el chilorio, el queso fresco y el jocoque. Otro atractivo característico de El Quelite son sus jugadores locales de ‘Ulama’, juego prehispánico mejor conocido como ‘juego de pelota’.

Luis Guillermo acompañado de su familia
Luis Guillermo, alumno de 6to semestre de IIS, acompañado de su familia en El Quelite.
“El Mesón de los Laureano es el restaurante más tradicional del pueblo y que conquistó mi paladar. Los que visitan el pueblo no pueden dejar de pasar a comer ahí con su familia”.
  • El Fuerte

Es un espejo vivo de la historia, donde se pueden apreciar bellas muestras arquitectónicas como: El Palacio Municipal, La Plaza de Armas con su atractivo kiosco de hierro forjado, La Casa de la Cultura, El Hotel Posada del Hidalgo, La Iglesia del Sagrado Corazón de Jesús, solo por mencionar algunas de las maravillosas obras de arte ricas en historias y anécdotas, legado de nuestros antepasados.

Ricardo Torres en Museo Mirador El Fuerte
Ricardo Torres, alumno de 4to semestre de IIS, en el Museo Mirador El Fuerte. 
“Lo mejor es poder disfrutar de los platillos típicos de la ciudad como los chicharrones, callos, albóndigas, filete de pescado. El ambiente es muy cómodo, se antoja tomar café en las mañanas mientras disfrutas de las vistas". 

 

  • Mocorito

Es un pueblo con rica herencia arquitectónica, ya que las antiguas construcciones y casonas ofrecen una inagotable fuente de descubrimientos. La Iglesia de Mocorito es una de las más importantes edificaciones del lugar, especialmente por sus humildes antecedentes históricos, puesto que en sus orígenes fue una sencilla capilla de adobe construida por los españoles.

Alejandra en la iglesia de Mocorito
Alejandra Ávila, alumna de 4to semestre de IIS, en la iglesia de Mocorito. 
“Es un lugar que me gusta mucho visitar porque tiene mucha historia, las casas estan muy bonitas. Cuando voy me gusta ir a la catedral por su aspecto rústico, visitar la comida china y el restaurante italiano, estos lugares tienen muy buena referencia. Para postres me gusta ir al Rústico Café donde venden donas, pasteles y frappés. Recientemente pusieron un tren que te da un tour explicando la historia del pueblo”.

 

Oscar Sosa con su hermana
Oscar Sosa, alumno de 6to semestre de Mercadotecnia y Comunicación (LMC) con su hermana en Mocorito.

“Me gusta mucho por que es un lugar tranquilo y pintoresco. Me gustan las calles empedradas que le da un estilo colonial. La iglesia que ha pesar de pasan los años se le han hecho pocas modificaciones y todavía tiene esa esencia. Me gusta ir a comer una nieve o raspado en la plazuela y probar los famosos jamoncillos y suspiros típicos de la región”. 
 

Recuerda que lo importante de los viajes no es lo mucho que puedes gastar, sino la cantidad de recuerdos y aprendizajes que se quedarán contigo para siempre. Disfruta de salir a caminar por las calles y visitar sus edificios coloniales, así como misiones y casas antiguas, las visitas a museos y miradores. No olvides llevar tu cámara para sacar unas buenas fotografías del lugar.

Para finalizar, la maestra Daniela Camarena invitó a la comunidad a conocer su propia historia a través de los pueblos mágicos.

"Seamos turistas de nuestras tierras, de nuestra historia, de nuestro legado"

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios