Raúl Amézaga y Pamela Dávila son dos mejores amigos que están apunto de despedirse de PrepaTec en el Tecnológico de Monterrey en Saltillo. Estos alumnos son un claro ejemplo de como el Tecnológico de Monterrey deja su huella en cada uno de los jóvenes que se gradúan.

Andrea González | Campus Saltillo 

Raúl Amézaga y Pamela Dávila, son dos mejores amigos que durante mil días compartieron experiencias inolvidables dentro de PrepaTec en el Tecnológico de Monterrey en Saltillo. La pasión que tenían por la fotografía fue un factor importante a lo largo de sus tres años en preparatoria.

“Desde el momento en el que convivimos por primera vez en el salón de clase, en primer semestre, tuvimos una conexión única e indescriptible” comenta Pamela Dávila, además Raúl aseveró que su amistad se volvió tan fuerte que llegaron al punto de complementarse el uno al otro.

Raúl y Pamela bajo la nieve

Asimismo comentaron que el secreto más importante para que una amistad perdure durante mucho tiempo, es que exista un apoyo incondicional, tanto de uno como de otro y esto trae consigo una amistad donde las dos o más personas crecen y maduran de forma positiva.

Estos mejores amigos compartieron muchos momentos juntos, pero existe uno que se volvió su favorito. Raúl y Pamela tuvieron la oportunidad de organizar un evento como proyecto final de una clase de su preparatoria. Durante el proceso de organización del evento, lograron unir fuerzas y darse cuenta que tenían una excelente comunicación, lo que les ayudó a que el evento tuviera éxito.

Por otro lado, la pasión que tenían por la fotografía se vio reflejada en su amistad durante su trayecto en el taller de fotografía del Campus Saltillo.

Raúl y Pamela en una exposición de fotografía

“Siento que además de nuestras clases juntos lo que hizo que nos volvieron aún más cercanos, como si fuéramos hermanos, fue sin duda la fotografía, porque es un talento que los dos compartimos y hemos aprendido estando juntos” aclaró Pamela.

Además dentro del taller de foto tuvieron la oportunidad de viajar juntos a lugares como Real de Catorce. “Fue una experiencia inolvidable, tomamos fotos, turisteamos y escuchamos consejos de Jan, quien es nuestro maestro del taller” añadió Raúl.

Estos tres años han sido toda una aventura, además de haber sido una montaña rusa de emociones por sucesos que nos pasaban, pero esto nos ayudó a conocernos aún más y ver el cambio desde el día uno  hasta el día mil” dijo Raúl.

“Es una amistad por la que vale la pena luchar” añadió Pamela.

Raúl y Pamela

Estos alumnos están preparados para despedirse de su preparatoria y el pasado jueves 3 de mayo del 2018 se llevo a cabo el “Día Mil” un evento que tuvo como propósito hacerles recordar a ellos y a sus compañeros, algunos momentos que vivieron durante sus tres años de preparatoria. Además, los alumnos realizaron distintas actividades como la donación y plantación de un árbol de generación, hicieron además un círculo de reflexión y diversas actividades acuáticas. 

Raúl y Pamela

"El día mil fue una clausura, el último adiós a todos nuestros compañeros. Nos dimos cuenta de lo que realmente significa PrepaTec para nosotros" comentaron ambos.

Los alumnos Raúl y Pamela se despiden de esta etapa de su vida y finalizan con una frase que los identifica “Comenzamos juntos y terminamos juntos.”

Campus:
Escuela:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios