Durante el Torneo Internacional Pre nacional VEX, celebrado en el Tecnológico de Monterrey en Saltillo, Marcelo Garza García, alumno de PrepaTec fue reconocido como el mejor driver en mundos virtuales.

Asael Villanueva | Campus Saltillo

Se abren las puertas y comienzan a llegar. Personas de todas las edades, desde adultos hasta niños. Para algunos el trayecto duró algunos minutos, otros viajaron por horas e incluso algunos cruzaron por varios países. Hoy da inicio el Torneo Internacional Pre Nacional VEX de robótica en las instalaciones del Tecnológico de Monterrey en Saltillo. Ésta es la segunda ocasión que se lleva a cabo en la capital coahuilense. Entre los asistentes se definieron los cuatro pases al Mundial de VEX Robotics, así como los ganadores en las diversas categorías.

En ese selecto grupo se encontraba Andrés Marcelo Garza García, alumno de PrepaTec en Saltillo, quien durante ese viernes 26 y sábado 27 de Enero, añadió un reconocimiento más a su lista. Su nuevo logro es ser reconocido como el mejor driver en mundos virtuales de la competencia, al obtener la mejor puntuación.

La tarea consistía en recibir de los organizadores un robot y código de programación básico. Los competidores tuvieron que modificarlo a su gusto y competir entre ellos. Marcelo fue el mejor.

Alumno sosteniendo un diploma

Durante la inauguración del evento, el Ingeniero Wilson Robles, Director General de Revolución Educativa (Reeduca) afirmaba que el futuro de México no se encuentra en manos de algún partido político o incluso de algún gobernante, sino de los jóvenes y niños como los del grupo que se encontraba presente.

Ese sentimiento es compartido por los padres de Marcelo, quienes al enterarse de que su hijo había obtenido el primer lugar en su categoría, viajaron desde la ciudad de Monterrey para estar con él durante la premiación. “Estamos muy contentos de que existan estos torneos […] estamos muy orgullosos del logro de Marcelo” comentó Romero Garza, padre de Andrés, quien afirma que le ilusiona ver a grupos de niños y jóvenes de distintas partes del país y del extranjero, haciendo referencia a un grupo de jóvenes y profesores quienes realizaron el viaje desde Colombia para participar en la competencia.

Al cuestionarle sobre cómo fue la infancia de Marcelo, tanto él, como su esposa Leticia García, afirman que fue difícil encontrar espacios donde Marcelo pudiera desarrollar su pasión. Las escuelas donde estudiaba de niño enfocaban sus esfuerzos en otras áreas. “No todo aquí en México es futbol o béisbol”, comenta Romeo. Ambos padres tuvieron que buscar diversas opciones dentro y fuera del país.

Tanto él como su esposa sonríen cuando enlistan algunos de los logros de su hijo, “Éste es uno de los tantos que tiene, ganó la olimpiada del conocimiento en 2012 y 2015, conoció al Presidente Calderón y ha ganado olimpiadas de matemáticas, de física y robótica”, comentan.

Desde que era pequeño Marcelo soñaba con entrar al Tecnológico de Monterrey. Durante su educación básica asistió a un colegio aledaño por lo que veía el campus cuando salía de clases. “Desde primer año él decía, mamá cuando esté grande voy a estar en el Tec” afirma Leticia, “Gracias a Dios aquí está y esperamos que aquí continúe”.

“No fue sencillo, pero con la ayuda de mis papás fue posible” –Marcelo Garza.

El mensaje de Marcelo a sus compañeros y a los más jóvenes es que no desaprovechen el vivir la experiencia a pesar de no planear un futuro hacia una ingeniería o robótica: “El aprender a resolver problemas en el momento, se te descompone algo y repararlo, las habilidades de comunicación que también obtienes con tus equipos o con otras alianzas de equipos. La verdad yo les recomiendo que intenten, generalmente estos grupos son muy inclusivos y todos pueden participar”, aseveró Marcelo.

Gerardo afirma que los padres necesitan apoyar a sus hijos en lo que se pueda: “Cada hijo, como los dedos de la mano, son diferentes. Tienen diferentes habilidades y hay que detectar esas habilidades para apoyarlas. Algunos son muy inteligentes, otros son en lo deportivo, otros en lo social, son muchas cosas y es nada más dedicarles tiempo para hacer un mejor México”.

Éste no es el fin del camino para Marcelo, ya que continuará participando en actividades de ingeniería y robótica del campus, entre las cuales se encuentra FIRST Robotics, una competencia de PrepaTec que se llevará a cabo a finales de febrero en Monterrey, además de que tiene contemplado continuar su carrera en el campus inclinándose hacia una Ingeniería en Mecatrónica y forma parte de un grupo estudiantil de drones.

Marcelo sonríe. Durante la premiación recibe un diploma. Lo muestra hacia el frente mientras el público lanza aplausos. Pero él enfoca su vista en su familia. Han hecho el viaje para estar hoy con él. Lo hacen para continuar el camino que han comenzado. Sus padres siempre estarán con él.

Campus:
Categoría: