Gracias a su lucha, padres y madres de niños con cáncer pueden ahora pedir licencias laborales para atender a sus hijos
Por Ricardo Treviño | Redacción Nacional - 16/02/2020

Cuando la mamá de Kenji López fue diagnosticada con cáncer, él se propuso luchar junto con ella contra esa enfermedad.

En ese momento, decidí subirme al ring de pelea junto con ella”.

Tres años después, lamentablemente su madre falleció al extenderse el cáncer; pero Kenji no bajó los brazos y se prometió seguir luchando por más familias. 

Tomó entonces la lucha vs el cáncer infantil. Creó la fundación Cancer Warriors de México, y logró ya una importante reforma legislativa a favor de las padres de niños con cáncer.

 

El EXATEC es fundador y director de Cáncer Warriors de México

 

ENCARANDO A LA ENFERMEDAD

“Uno piensa que los seres queridos o incluso uno mismo no va a padecer alguna enfermedad complicada, como el cáncer", dice a CONECTA.

"Y de pronto, te das cuenta que somos más frágiles de lo que creemos”.

Con el cáncer de su mama, Kenji se acercó a fundaciones contra el cáncer y un día asistió a un evento de niños con cáncer. que lo marcó. 

“Un niño no entiende de primer momento qué significa este diagnóstico, más allá de separarlo de sus actividades ordinarias para ingresar a un hospital”, comenta.

Este evento en el 2015 fue para niños de escasos recursos; se conjugaban condiciones adversas para estas familias: falta de recursos y enfrentar la enfermedad".

“Un niño no entiende de primer momento qué significa este diagnóstico".

Kenji entonces multiplicó sus esfuerzos y creo Cáncer Warriors.

 

Kenji López entregó a su padre una copia del DOF con las 3 reformas laborales en agradecimiento
Al día siguiente de la publicación del cambio de leyes, Kenjo le regaló a su papá un ejemplar del Diario Oficial de la Federación: "te devuelvo un poco de lo que te esforzaste por darme la carrera”.

 

UN PROBLEMA: PAPÁS DESPEDIDOS DE SUS TRABAJOS 

“Como parte de las visitas a hospitales, detectamos un foco rojo: padres y madres trabajadores con un hijo con cáncer que eran despedidos de sus trabajos por ausentarse".

Y es que, explica el abogado egresado del Tec de Monterrey, el patrón puede rescindir la relación laboral cuando el trabajador se ausente más de 3 veces en 30 días.

“Evidentemente estos padres se ausentaban más. Perdían el trabajo, el ingreso y la Seguridad Social; así, tu hijo deja de tener el derecho de tener atención hospitalaria”. 

El también egresado de la maestría en Administración Pública y Políticas Públicas, logró con Cancer Warriors de México, el cambio de la Ley para apoyar a los papás. 

 

LA SOLUCIÓN: EL CAMBIO A LA LEY 

Kenji y su equipo buscaron reformar la Ley Federal del Trabajo, del Seguro Social y del ISSSTE.

“Presentamos esta iniciativa el 15 de febrero de 2018 que es una fecha conmemorativa porque es el Día internacional de la lucha contra el cáncer infantil”, señala.

El 4 de julio del 2019 se aprobó la reforma, y cientos de padres comenzaron a aprovechar el beneficio, solicitando licencias al IMSS y al ISSSTE.

El reto mayor, admite el EXATEC, fue obtener la aprobación para destinar 450 millones de pesos del presupuesto federal para apoyar a más de 9 mil 700 padres que pudieran solicitar la licencia.

 

Ahora, los papás o mamás de menores de hasta 16 años con cáncer, pueden:

  • Pedir licencias hasta por 28 días, con goce del 60 por ciento de su sueldo;
  • Tener las licencias que necesiten en un periodo de 3 años sin exceder los 364 días.

 

Las tres situaciones en las que el trabajador puede solicitar la licencia son:

  • cuando el menor deba estar hospitalizado,
  • en descanso médico por etapa crítica de tratamiento o
  • al recibir su tratamiento paliativo

 

 

AYUDA EN HOSPITALES Y ACTIVIDADES

Además  del impulso legal, la fundación cuenta con otras iniciativas para apoyar a los niños con cáncer, como:

  • La Miniolimpiada Venciendo Monstruos: Se invita a cerca de 50 niños y sus familias a una jornada de actividades y eventos deportivos en un parque, con premiaciones.
  • Visitas Hospitalarias que se realizan de manera trimestral, principalmente en el Instituto Nacional de Pediatría y el Hospital Infantil de México Federico Gómez, en la Ciudad de México.
  • Guerreros de Pie, un programa para donar prótesis de extremidades a menores de edad que han sido amputadas por padecer cáncer de huesos.

 

 

 

LEY: ESPERANZA PARA LOS NIÑOS

Para Kenji, el haber conseguido el cambio de las tres leyes significa un logro que se traduce en esperanza.

Al haber un ingreso y el permitir que el padre o la madre acompañen al menor, el menor tiene mayores posibilidades de salir adelante”, platica.

Kenji ha sido invitado a exponer el caso en diversos foros como la Cumbre mundial de líderes contra el cáncer 2019 en Kazajistán.

Luego de la reforma, Kenji se reunió con su padre y le entregó una copia del Diario Oficial: "Papi, con esto te devuelvo un poco de lo que te esforzaste por darme la carrera”, le dijo.

“Cuando estudiaba en el Tec, la ideología de mi alma mater siempre estaba enfocada a ser proactivos, a construir nuestras propias plataformas para tener un impacto social. Tal vez en esos años, yo lo veía lejano a mi actividad profesional. Hoy, digo que está en vías de concretarse”, finaliza.

 

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Etiquetas:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios