Juan Pablo Murra, rector de profesional y posgrado del Tec, compartió acciones y retos que se han vivido desde la implementación del modelo educativo Tec21
Por Ricardo Treviño | Redacción Nacional - 16/12/2020

El Tec21, el nuevo modelo educativo del Tec de Monterrey, iba en su tercer semestre cuando fue necesario suspender las clases presenciales debido a la contingencia por el COVID-19.

En 2 semanas todos los cursos del Tec se migraron a digital y se capacitaron a 10 mil profesores para dar su clases de esa forma.

Estas fueron parte de las acciones que el Tec puso en marcha en la adaptación de Tec21 al momento retador que vive el mundo, consideró Juan Pablo Murra, rector de Profesional y Posgrado del Tec.

"Las plataformas tecnológicas nos han permitido que los alumnos y profesores estén conectados y continúe la formación sin mayores problemas", compartió el rector durante su charla en el 7° Congreso Internacional de Innovación Educativa (CIIE).

Además de la adaptación durante la pandemia, Murra hizo un recuento de más aprendizajes en la implementación del Modelo Tec21, así como retos que han detectado.

 

Juan Pablo Murra, rector de Profesional y Posgrado del Tec de Monterrey durante su participación en CIIE 2020
Juan Pablo Murra, rector de profesional y posgrado del Tec de Monterrey.

 

Ajustes en la forma de enseñar durante la pandemia

Durante semestre y medio el Tec ha dado continuidad académica a través de una experiencia educativa híbrida y flexible llamada HyFlex+ Tec.

Este modelo puede ser en su totalidad en línea, o desde ahora, ya contempla una combinación de actividades remotas y presenciales, con lo cual será posible adaptarlo a escenarios variables, de acuerdo al semáforo epidemiológico en cada ciudad donde tiene presencia el Tec.

“Hasta ahora HyFlex+ nos ha permitido más de 1.3 millones de clasesinteracciones de Liderazgo y Formación Estudiantil y actividades de servicio social, destacó Murra.

 

El Tec de Monterrey, al suspender clases presenciales en marzo 2020, transformó en dos semanas sus clases para impartirse en línea
Durante un semestre y medio de este 2020, el Tec ha impartido más de 1.3 millones de sesiones digitales, entre clases, actividades estudiantiles de liderazgo, deportes y cultura, así como de servicio social.

 

El rector de profesional y posgrado explicó cómo se prepara el Tec para el eventual regreso a las aulas, bajo el concepto de Regreso Consciente.

Entre las acciones destacó la reconfiguración de los campus en servicios e instalaciones, con más de 630 aulas equipadas para ofrecer el modelo híbrido.

"Hay profesores que nos están ayudando a probar la tecnología de las aulas híbridas, y están dando ya las clases desde los campus aunque los alumnos siguen a distancia", añadió.

 

El Tec creó un protocolo de regreso consciente.

 

El directivo del Tec también expuso que la pandemia ha permitido al Tec y las demás instituciones educativas en el mundo replantearse la forma de enseñar, involucrar a los alumnos y adoptar tecnología, aún quedan desafíos por resolver.

"Necesitamos las universidades atender temas de acceso, cobertura, que con el uso de tecnología e innovación, para sumar al bienestar de nuestras comunidades", destacó Murra.

Temas como el aprendizaje para toda la vida (Life Long Learning), la microcredencialización y la colaboración entre universidades y empresas, serán aspectos en los que se trabajará aún más, aseguró.

 

Modelo Tec21: cómo surgió y qué lo distingue

Juan Pablo Murra dedicó parte de su participación en el CIIE para explicar la experiencia del Tec en la configuración e implementación del Modelo Tec21

Señaló que desde se tomó la decisión en el  Tec de Monterrey de encaminar esfuerzos a renovar su forma de educar.

"Desde ese entonces nos propusimos que nuestros alumnos cuenten con las competencias para ser líderes y sean capaces de enfrentar los retos del siglo XXI, algunos que inclusive, aun no nos llegamos a imaginar", resaltó.

Desde 2013 el Tec empezó el proceso de transformación y los profesores comenzaron a aplicar actividades que permitieran a los alumnos formar parte de retos en un entorno real.

Éste se volvió en uno de los principales pilares del Modelo Tec21, y en agosto de 2019 se arrancó con programas completos bajo un nuevo modelo educativo.

Desde ese entonces el Tec21 se distingue por sus cuatro componentes: aprendizaje basado en retos: flexibilidad en el cómo y cuándo se aprende; vivencia universitaria memorable; y profesores inspiradores.

 

Los cuatro pilares por los que está conformado el Modelo Tec21

 

El primer componente busca que los alumnos tengan un aprendizaje vivencial, en el que se exponen a situaciones del entorno real donde aplican y desarrollan conocimientos y competencias.

Esto llevó al Tec a rediseñar por completo todos sus planes de estudio, refirió Murra.

“Hemos generado un lenguaje diferente, hoy escuchamos hablar de retos, bloques, módulos, asesores académicos, socios formadores (...) las clases ahora pueden ser de 5, 10 o 15 semanas y ha sido un  proceso importante de transformación en muchos sentidos”, ahondó.

En cuanto a la flexibilidad, el estudiante ahora cuenta con más opciones a la hora de elegir una carrera, ya que primero explora áreas de interés, luego elige una carrera y al final se especializa en una o más áreas de su interés.

“Estamos diseñando más de 100 opciones de especialización, que son concentraciones para que los alumnos puedan profundizar en temas de su disciplina o de otras disciplinas que complementen su perfil para su propósito de vida”, informó el rector.

 

Los alumnos del Tec realizan retos para que el aprendizaje sea perdurable
Profesores del Tec diseñan retos del mundo real para el aprendizaje de los alumnos; en muchos de ellos hacen equipo con organismos o empresas, a las que se les llama socio formadores.

 

El tercer componente, la vivencia universitaria memorable, ha permitido integrar al currículo actividades deportivas, culturales, de liderazgo y bienestar que complementan la formación.

"Muchas de las habilidades que aspiramos desarrollar en los jóvenes las adquieren con este tipo de actividades", aseguró.

El componente Profesores inspiradores impulsa a los docentes a innovar con nuevos métodos de enseñanza.

"Son inspiradores ya sea a través de su investigación, del liderazgo en su disciplina, por la capacidad de conexión con sus alumnos o al utilizar nuevas tecnologías y pedagogías", enlistó.


Aspectos positivos y retos detectados en Tec21

Murra compartió que actualmente ya hay dos generaciones de estudiantes que han ingresado al Tec21, es decir, más de 25 mil alumnos.

También, que cerca de 6 mil profesores ya han impartido al menos una unidad de formación de este modelo educativo.

El rector de profesional y posgrado señaló que Tec21 ha despertado interés en jóvenes, ya que ha crecido el número de solicitantes y se han mejorado los índices de retención.

Comentó que organismos como el Banco Mundial, a través del International Finance Corporation, ha resaltado la experiencia del Tec con su modelo educativo. 

 

El rector de Profesional y Posgrado del Tec explicó los avances del Modelo Tec21

 

El rector también compartió algunos retos que se han identificado con la implementación del Modelo Tec21.

Entre ellos la intensidad y demanda de tiempo tanto para profesores como alumnos, por lo que se trabajará en una mayor coordinación.

Otro reto en el que se continuará trabajando es en la evaluación para asegurar que los alumnos estén desarrollando competencias

"Saber si el alumno desarrolló las competencias disciplinares y transversales es más complejo y requiere un mayor esfuerzo para su evaluación", reconoció.

La charla completa de Juan Pablo Murra puede verse en el siguiente link:

 

 

 

LEE TAMBIÉN:

 COBERTURA ESPECIAL DEL 7° CONGRESO INTERNACIONAL DE INNOVACIÓN EDUCATIVA:

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría: