Los retos sociales del proyecto han dejado mucho aprendizaje y agradecimiento tanto en las mujeres indígenas beneficiadas como en los alumnos

Visiblemente emocionados, los estudiantes del Tec de Monterrey terminaron el Semestre i en el campus Chiapas con los tres retos sociales que les fueron establecidos: Reto Parteras, Reto Artesanas y Reto Caja de Ahorro.

El Semestre i, proyecto que arrancó en agosto-diciembre de 2016 en el campus Chiapas,trajo mucho aprendizaje y agradecimiento tanto a los alumnos que participaron como en  las mujeres indígenas que fueron beneficiadas en cada uno de los trabajos sociales.

Los estudiantes, los cuales provenían de diferentes partes de México y del extranjero, recorrían varías horas para llegar a las diversas comunidades de los Altos de Chiapas donde se desarrollaban los diversos retos, en los cuales hacían diferentes actividades para lograr el objetivo, incluyendo la albañilería.

“La última vez que las vimos ya la partera podía verte a la cámara, verte a los ojos y contarte exactamente qué es lo que ella hace. La verdad nos vamos muy satisfechos”, contó Keila Zurisadai Contreras Santos, alumna de sexto semestre de Ingeniería en Biotecnología de campus Monterrey, por los resultados logrados.

Antonia Pérez Girón y María Itzin, parteras de Tenejapa,  comentaron en su lenguaje Tzotzil (de acuerdo a la traducción de gente de la comunidad) que les da alegría de que los estudiantes del Tec de Monterrey vayan a sus lugares de origen y construyan la casa de partos, ya que "está muy buena para atender a la gente".

fotoparterascasa

En el reto Parteras la misión es construir 64 casas para las parteras indígenas de Tenejapa, Chiapas,para que puedan tener un lugar digno para ayudar a las mujeres que están embarazadas. Hasta ahora ya hay dos casas construidas, una en la comunidad de Navil y la otra en Shishintonil (que está por entregarse), ambas en Tenejapa.

Por el otro lado, Javier Miramontes Figueroa, estudiante de octavo semestre de Arquitectura en el campus Estado de México, habló sobre su sentimiento de poder colaborar en el proyecto y  la relación que se formó con las mujeres parteras.

La verdad están muy agradecidas con nosotros y hay momentos en los que ya no puedes hablar porque te caes en llanto, porque los sientes como parte de tu familia, se puede crear como una sensación entre madre e hijo porque es como una familia”.

Ese sentir de satisfacción fue compartido en todos los proyectos, como el de las Artesanas. En ese reto se ayuda a un grupo de mujeres de Chenalhó,conformado por las comunidades de Chixiltón, Yaxgemel, Tsajalucum, Quextix, Cabecera y Acteal, para que tengan nuevas alternativas comerciales, consolidación como grupo y una mejoría en la calidad de vida de sus familias.

 

retoartesanas

Zenaida Hernández Gómez, de la comunidad de Yaxgemel y quien es coordinadora de un grupo de 47 artesanas llamado “Hilos del corazón”, expresó que se siente contenta de que los alumnos las visiten para asesorarlas.

Me siento muy contenta que vinieron a visitarnos. Hemos aprendido mucho de ellos. Ahora sabemos cómo manejar la etiqueta y como vender nuestros productos”, dijo Zenaida.

Las artesanas de Chenalhó, comunidad de Los Altos de Chiapas cuyo nombre en tzotzil significa "Agua de la Caverna", se caracterizan por sus textiles que realizan a mano, ya sea sobre manta o en telar de cintura. Realizan huipiles tradicionales, rebozos, blusas, servilletas, vestidos, collares, aretes, pulseras, separadores, entre otros productos.

Y finalmente, está el reto Caja de Ahorro donde los estudiantes desarrollan una experiencia financiera para la comunidad de Tziscao.

Aquí los alumnos trabajaron en fomentar y empoderar la cultura financiera y del ahorro, formalizando y reestructurando el funcionamiento de la caja de ahorro con base a una economía solidaria.

retocajadeahorro

Nosotros vamos a Tziscao e intentamos nuevas medidas y métodos para hacer funcionar una caja de ahorro, pero esto lo utilizamos como un medio para saber cuál es su identidad, además de saber si tienen una cohesión social, su ámbito y su contexto ya más social”, nos compartió Iria Fernández Martínez, originaria de Galicia, España, y estudiante de Trabajo Socialen la Universidad de Barcelona quien vino a vivir la experiencia del Semestre i.

En la actualidad en la caja de ahorro están inmersos 28 miembros, pero solo 10 están implicados de manera formal. 

Tziscao es un lugar donde habitan mil 562 personasque se dedican a las actividades ecoturísticas y a producir miel y café. Se encuentra ubicado a 61 kilómetros de la Ciudad de Comitán, sobre la carretera fronteriza del sur, que cuenta con más de 30 lagunas en los alrededores.

Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios