Las mujeres mexicanas, del Tec de Monterrey, destacan por su trabajo en la promoción de la igualdad de género, en la reinserción a la sociedad, en la ciencia y en beneficio a la salud femenina

Redacción | Tec Review

Las economías más fuertes, que cumplen con sus objetivos de desarrollo y sostenibilidad son aquellas que basan sus principios en el empoderamiento de las mujeres. Así lo reconocen un estudio de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). En los últimos 50 años las economías han crecido 50 por ciento gracias a políticas públicas y privadas que las incluyen en la fuerza laboral y educativa.

Estas son siete mujeres del Tec de Monterrey, quienes se encargan de tomar decisiones, que se destacan por su trabajo en la diversidad, en la promoción de la igualdad de género, en la reinserción a la sociedad, en la ciencia y en promover la salud femenina.

 

Lorena Guillé-Laris

Lorena se define como inquieta y social por naturaleza. “Desde pequeña sentía la curiosidad de conocer historias y detalles de cómo vivían otras personas”, cuenta. Eso la ha llevado a descubrir su vocación por apoyar a los más desprotegidos.

Como directora de Responsabilidad Social Corporativa y directora Ejecutiva de Fundación Cinépolis ha logrado que más de 36 mil personas de escasos recursos que padecían cataratas recuperen la vista. Uno de sus proyectos más satisfactorios, cuenta, es el de llevar películas a comunidades apartadas, donde la gente no tiene oportunidad de ir al cine.

En el Tecnológico de Monterrey se graduó de las carreras de Ingeniería Industrial y de Sistemas, así como de la Maestría en Administración Pública y Política Pública.

—¿Cómo empoderar a las mujeres?
La educación es fundamental. Tenemos que acercar a todas las niñas y las mujeres a estudiar lo que ellas quieran. Tuve la oportunidad de cenar con Malala y su papá en su visita a México; de ellos aprendí que el rol del padre es fundamental en el empoderamiento de las niñas. La equidad de género se va a lograr cuando hombres y mujeres entendamos que no es un tema de moda.

LORENA

Mujeres por la ciencia

En el mes de octubre de 2017, el programa apoyado por L’Oréal-UNESCO-CONACyT-CONALMEX-AMC, reconoció a cinco investigadoras menores de 40 años con la beca For Women in Science 2017 para continuar con sus estudios científicos.

De entre las cuales destaca: Luz María Alonso Valerdi, del Tecnológico de Monterrey, quien investiga la actividad electroencefalográfica en las terapias acústicas para el tratamiento de tinnitus crónico y refractario.

MUJERES

 

Giselle Mendoza Rocha

Con solo 21 años es estudiante y emprendedora. Se trata de Giselle Mendoza, alumna de la Licenciatura en Economía en el Tecnológico de Monterrey y fundadora de la startup Geo. La joven mexicana busca reducir la cantidad de desechos plásticos en el mundo al sustituir este material con otro de rápida descomposición elaborado a partir de residuos de naranja.

“En el Océano Pacífico existe una gran acumulación de basura plástica, del tamaño de Francia. Por otro lado, las proyecciones apuntan a que, para el 2050, habrá más desechos plásticos en el mar que peces”, destaca Mendoza. “Yo vinculé esto a una gran oportunidad, especialmente para nuestro país, quinto productor a nivel mundial de naranja”.

GISELLE

 

Andrea Siller González

Andrea (egresada como Ingeniera Biomédico por el Tec de Monterrey) es fundadora de Bioana, una empresa que se dedica a la investigación, diseño y desarrollo de dispositivos médicos a bajo costo. La misión de Bioana es identificar las necesidades en la industria médica para proponer soluciones, esto por medio de la creación de tecnología médica 100% mexicana.

“Ofrecemos bootcamps en los que enseñamos a desarrollar y prototipar una idea de dispositivo médico en una semana o en cuatro días, dependiendo del bootcamp que se desea llevar a cabo. El objetivo es que los interesados pasen por todo el proceso de diseño y desarrollo para terminar con un prototipo funcional en ese tiempo”.

Bioana también cuenta con un programa social que lleva el nombre Bioana-tender, en este se trabaja con personas de la tercera edad. “Vamos a los asilos a platicar con ellos, a atenderlos y, de cierta manera, a levantar las necesidades que podríamos desarrollar en un futuro”.

ANDREA


 

Cynthia Mayté Villarreal Garza

Una de ocho a nueve mujeres en el mundo padecerá cáncer de mama en algún momento de su vida, un mal que afecta a personas cada vez más jóvenes. En México, entre 11 y 14 % son menores de 40 años, es decir, están en una etapa en la que son especialmente vulnerables a estrés emocional y psicológico.

Con el objetivo de ayudarlas a hacerle frente al cáncer de seno y a los retos que este implica, la doctora Cynthia Villarreal Garza fundó en 2013 el Programa Joven y Fuerte, una iniciativa que cuenta con la participación de un grupo multidisciplinario de expertos en diferentes ámbitos, como el asesoramiento genético y de fertilidad o el apoyo psicosocial y de imagen corporal.

También ofrece talleres o conferencias informativas para pacientes, sobrevivientes de cáncer de mama y sus familias. “De lo más lindo que tiene el programa es que se han formado comunidades de mujeres que antes no había”, cuenta Villarreal, quien también es directora de Oncología Clínica en el Centro de Cáncer de Mama de Tec Salud, así como profesora en el Tecnológico de Monterrey y egresada como médico cirujano en el Tec de Monterrey.

CYNTHIA

 

 

 

Dalia Catalina Pérez Bulnes

En México, según la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, hay 14.7 millones de mujeres que desempeñan alguna actividad remunerada y que, a su vez, son madres de familia, una situación que no todas logran balancear. Ante este escenario, Catalina Pérez fundó en 2015 Mujer, Matrimonio y Familia, AC (Mumafam), asociación en Monterrey que busca empoderar a las mujeres para que puedan conciliar su vida profesional y familiar.

“Empoderar a las mujeres es la vía para rescatar a las que viven en situación de violencia, también es la manera de romper los prejuicios y las barreras de género que todavía persisten”, comparte.

Esta instancia brinda apoyo mediante conferencias, programas de capacitación y asesoría sin costo. “Me da mucha satisfacción ver a mujeres que se empoderan económicamente, con ello adquieren un nuevo rol familiar, una nueva motivación y una mejor autoestima”, confiesa Dalia Catalina Pérez Bulnes, quien es politóloga con maestría en Administración Pública y Políticas Públicas por el Tec de Monterrey.

DALIA

 

Miriam del Consuelo Flores Bañuelos

Miriam, quien tiene Doctorado en Ciencias Administrativas en EGADE del Tecnológico de Monterrey, y es creadora del programa Juventud Libre, dedicado al acompañamiento académico y personal de mujeres adolescentes internas en el Consejo Tutelar para Menores de Nuevo León.

Su vocación de ayuda y empoderamiento nació en su hogar, gracias a su madre, Consuelo Bañuelos, quien es directora de Promoción de Paz, en donde Miriam es voluntaria. El programa, que actualmente atiende a 30 jóvenes, busca convenios con universidades locales e instituciones para ofrecer becas que permitan a las internas continuar con sus estudios o empezar una licenciatura. Desde su inicio, hace siete años, hasta ahora ha logrado apoyar a cientos de mujeres dentro y fuera de los centros de readaptación. Ya que los primeros días son vitales para la reinserción de las personas.

MIRIAM

 

 

Campus:
Tags:
Categoría: