Alumnos de la generación 118 del campus Monterrey viven noche nostálgica antes de recibir su título profesional
Por Brayan Nava y Paulina Sánchez - 19/12/2019

La generación 118 del Tec, campus Monterrey, acompañada por sus maestros y directores de carrera vivieron el cierre de todas sus actividades como alumnos en el evento Por Siempre Tec.

Rodeados de sus compañeros de generación, los EXATECs vivieron uno de sus últimos días como estudiantes, el cual representa el umbral de una nueva etapa.

“Se acabaron las clases, se acabaron los exámenes finales, y se acabó el semestre y con esto ustedes concluyeron su carrera”, expresó en un mensaje David Garza Salazar, rector del Tecnológico de Monterrey.

El Auditorio Luis Elizondo se llenó este lunes 16 de diciembre de porras y festejos, mientras algunos alumnos de las diversas carreras le entregaron la foto de graduación a su director de carrera, aquel que los orientó y acompañó durante esta larga etapa.

Dentro del festejo, los decanos de las seis escuelas del Tec y de parte de LiFE otorgaron a aquellos estudiantes sobresalientes de estas áreas los objetos seleccionados para enterrar en una cápsula del tiempo más tarde.

El recinto fue cubierto de azul y blanco, mientras los presentes festejaban "La Patada del Éxito”, donde las autoridades de la institución lanzaron grandes pelotas azules, marcando el inicio de esta etapa final en su vida como estudiantes.

Patada final-Tec

 

CIERRAN CON BROCHE DE ORO

Luego de dar la patada del éxito, los alumnos se reunieron junto con sus directores de carrera en un salón para tomar la última sesión antes de convertirse en EXATEC. 

Escribieron una carta para su futuro yo en 25 años, y recibieron valiosos consejos de sus directores de carrera para el inicio de su vida fuera del Tec. 

El profesor Eduardo García Dunna de Ingeniería Industrial, le explicó a sus alumnos que en esta nueva etapa cualquier decisión será por convicción propia y no de sus papás. 

“Es su decisión, buena o mala, no se van a arrepentir nunca de la decisión que tomaron. Se pueden arrepentir de la que no tomaron".

"Entonces al tener una decisión siempre digan ‘esto es lo que voy a tomar y es lo que voy a vivir de aquí en adelante’”, recalcó Eduardo García Dunna, profesor con sentido para la generación 118 de la carrera de Ingeniería Industrial. 

Patada final-Tec-Monterrey

 

UN FUTURO ILUMINADO: CEREMONIA DE LA LUZ

Frente a un juego de luces que iluminaban el CIAP, la Ceremonia de la Luz reunió a la generación 118 en una noche nostálgica. 

Como parte de las actividades de Por Siempre Tec, el evento permitió que los alumnos recordarán su paso por la institución, y depositaron algunos objetos en la cápsula del tiempo que se espera se abrirá en 25 años. 

“Ya han pasado algunos semestres desde que pisamos por primera vez este campus y desde que fue nuestro primer día de clases. Esos eran los días donde cada pequeña cosa que pasaba nos emocionaba”, relató Melisa Quintero, alumna destacada por su participación en liderazgo dirigió unas palabras a sus compañeros graduados.

“Hay que admitir que existen sentimientos encontrados, llega el momento de empezar una nueva etapa de nuestras vidas, seguir adelante, pero nunca olvidar el pasado.

Es momento de demostrar todo lo que la universidad nos brindó dentro y fuera de los salones de clases, espero que nunca se les olvide todo lo que tuvieron el placer de aprender”.

“El día de hoy nos podemos sentir triunfantes, podemos ver la marca de la meta final, estos son nuestros últimos pasos antes de poder decir ‘lo hicimos’, sigan para adelante siempre. Mis queridos compañeros, tengo fe de que ustedes saldrán representando a la generación 118”, compartió. 

Conoce los elementos seleccionados para formar parte de la cápsula del tiempo:

LiFE: Entregaron Mario Adrián Flores Castro, vicepresidente de la región Norte, y Luis Raúl Domínguez Blanco, de LiFE

Un peluche del borrego salvaje, el jersey de Borregos Salvajes con el número de la generación 118, y el libro “El amor por la camiseta, vivencias y testimonios”.

Escuela de Arquitectura, Arte y Diseño: Entregó el decano Rodolfo Barragán

Una estatuilla, usada principalmente como trofeo para cada uno de aquellos que demuestran la creatividad e imaginación de un buen artista, diseñador o arquitecto.

Escuela de Ciencias Sociales y de Gobierno: Entregó el decano Gabriel Aguilera Lopez

Un billete cortado, recuerdo que tuvieron todos en el primer viaje que hicieron en Semana i a la Ciudad de México: es prueba de los momentos tanto buenos como malos que vivieron como generación.

Escuela de Humanidades y Educación: Entregó Rafael Rodriguez

Una plaqueta, la cual se sitúa al frente de la cámara al inicio de cada toma, este objeto significa el inicio de una nueva era, seguramente llena de muchos retos, y también de muchas distracciones, y se deben de superar.

Escuela de Ingeniería y Ciencias: Entregó el decano Joaquín Acevedo

Una calculadora TI, a través de la carrera, la calculadora fue su compañera fiel, aún cuando estaban solos en medio de un exámen, la calculadora los mantenía calmados, ya que tenían una compañera infalible en cada momento.

Escuela de Medicina y Ciencias de la Salud: Entregó Mariano García Magariño Alonso

Una bata, símbolo distintivo de todo aquel profesionista de esta área, la cual representa es el mayor símbolo de la autoridad moral de la ciencia, y es símbolo de confianza para sus pacientes. 

Escuela de Negocios: Entregó el decano Mauricio Gonzalez

Una alcancía, representa todos los sueños que tienen por delante y también la perspectiva de futuro, la capacidad de plantearse metas y de hacer planes para llegar a ellas.

Patada final-Tec-Monterrey

 


 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Etiquetas:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios