Ing. Paulino Bernot, decano de la escuela de preparatoria con trayectoria de 30 años colaborando en el Tec, platicó con 70 adultos de la Escuela para Padres este sábado 17 de marzo con el objetivo de apoyar en la guía educativa de sus hijos.
por Elba Hörner - 21/03/2018

Tanto con ejemplos graciosos como con datos duros, el Ing. Paulino Bernot, decano de la escuela de preparatoria con trayectoria de 30 años colaborando en el Tec, platicó con 70 adultos de la Escuela para Padres este sábado 17 de marzo con el objetivo de apoyar en la guía educativa de sus hijos.

Explicaba que hay que ser seductor para captar su atención, convertirse en modelo y guiar con el ejemplo. Los elementos claves son: amor formativo y retador, conexión que busque espacio; observación y reacción; guiar y limitar; ser ejemplo y consultar; y proveer, exigir y abogar.

La inteligencia emocional es clave. Se necesita implementar mucho el trabajo colaborativo, fomentar espacios lúdicos, vivenciales para una instrucción educativa y formativa. “Hay que acercarles su realidad desde al ámbito académico” Esto se observa dentro de FIRST, el modelo de las Naciones Unidas, y en eventos deportivos, culturales y congresos. “Hay que plantear propuestas para que nuestra comunidad se desarrolle”.

Asegura que el modelo educativo ideal debe tener contenido académico, talento con buenos profesores, eventos sellos que guarden atención y tutores.

Además, dentro de este modelo educativo, promueve experiencias internacionales que generen hábitos nuevos; “debemos apoyarlos a construir juntos una visión”. Todo esto es parte del proceso formativo: “yo y el Tec”, “yo y los demás” y “yo y mis decisiones”. Evidentemente siempre teniendo en cuenta sus gustos, activos, temperamentos y oportunidades, así como su estilo de aprendizaje.

Siempre se debe rescatar estos principios: el orden, la disciplina, la limpieza y el respeto, “éstos no son negociables”. Adicionalmente compartió que debemos promover la moral colectiva y que las competencias disciplinarias básicas tienen que seguirse dando pero ya no son suficientes. “Debemos trabajar la parte formativa: autogestión, comunicación, innovación y pensamiento crítico”. Hay que comprometernos con el resto de la sociedad y buscar ser un profesionista que sepa utilizar lo que conoce.  

Así nace el modelo Tec 21 y las carreras trayectoria, para que el alumno diseñe su profesión, experiencia formativa y vivencial; para que valoren y reconozcan y que logren capitalizarlo en su carrera profesional. El objetivo es “formar jóvenes que resuelvan problemas” teniendo en cuenta la siguiente frase con la que cerró su charla: “No podemos tenerlos en una caja de cristal, pero sí presentarles una brújula”.

Campus:
Escuela:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios