Niñas y niños con discapacidad tomaron las instalaciones del Tecnológico de Monterrey en Laguna para disfrutar de dos semanas de actividades en un curso de verano.
Por Alberto Arámbula Bueno - 01/06/2018

Alberto Arámbula Bueno | Campus Laguna

Tras 23 años de trabajo continuo por parte de cientos de alumnos del Tecnológico de Monterrey, el grupo estudiantil, SuperCompuCampo ha logrado posicionarse como una de las actividades con sentido humano más importantes del Campus Laguna. 

Durante dos semanas, 380 niñas y niños con discapacidad provenientes de 21 instituciones y asociaciones civiles de los municipios de Torreón, Goméz Palacio, Lerdo y Matamoros disfrutaron el verano en las instalaciones del Tec acompañados por 180 voluntarios, 130 alumnos de PrepaTec y 50 de Profesional.

Los talleres que se brindaron a los menores durante este curso de verano fueron canto, baile, manualidades, natación, teatro, pintura, cine y cocina. Además, se desarrollaron eventos sociales y deportivos como la coronación de la reina y princesa del SuperCompuCampo y el “Mundialito de Futbol”.

“La satisfacción que me deja el SuperCompuCampo, son las 380 sonrisas que dejamos durante estas dos semanas, ya que estos niños, por su situación de salud y económica en ocasiones son marginados de nuestra sociedad; entonces para mí como alumno del Tec de Monterrey, es muy bueno que tengamos el sentido humano de poder incluirlos, romper las barreras y hacer que se diviertan y pasen un gran momento en el Tec”, expresó el presidente de este grupo estudiantil, Farid Guzmán Rios, quien es alumno de cuarto semestre de la carrera de Licenciatura en Negocios Internacionales (LIN).

Son meses de preparación los que se llevan para la realización de este evento, pues los alumnos voluntarios son capacitados por instituciones de salud, educativas y con especialistas de las asociaciones que participan en el SuperCompuCampo en temas como primeros auxilios y en las bases médicas de diferentes discapacidades para tratar a los niños con el amor y respeto que merecen.

“Es el segundo año consecutivo que mi hijo viene al SuperCompuCampo y la verdad estoy muy agradecida con los alumnos del Tec de Monterrey que organizan este curso de verano, a mi hijo le gusta mucho venir y siempre lo veo con una sonrisa en el campamento”, fueron palabras de Rosa María Sanchez Aguirre, madre de familia de uno de los niños participantes.

En esta edición 23, el SuperCompuCampo contó con niños de 21 instituciones de la Comarca Lagunera, tanto del sector público como del privado, destacan Fundación Down, Centro de Atención Múltiple Margarita Maza de Juárez, Ver Contigo y Autismo San Roberto, por mencionar algunas.

380 sonrisas más se suman a labor del SuperCompuCampo

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios