Compartir conocimientos, resolver problemas y buscar siempre la excelencia es algo que define a Aníbal Cid Gaona Bedolla, un futuro Mecatrónico que cursa sus estudios universitarios en el Tec de Monterrey, gracias a una beca que el programa Líderes del Mañana le otorgó.

Karla Pérez | Campus Guadalajara

Ser de los creadores de la Olimpiada Infantil de Matemáticas en Michoacán y seleccionado como 1 de los 60 líderes universitarios más importantes del país, son logros obtenidos por Aníbal Cid Gaona Bedolla gracias a su formación en el Tec de Monterrey.

Aníbal pertenece a Líderes del Mañana (LDM), una iniciativa del Tec para ofrecer becas del 100% a estudiantes de escasos recursos que demuestran potencial para ser factor de cambio en su comunidad y cuyos proyectos merecen ser impulsados.

En 2014 Gaona fue uno de los jóvenes seleccionados por sus cualidades, acciones y compromiso, para formar parte de la primera generación de este proyecto que busca ser un promotor del cambio social.

“Lo que me motivó a participar por la beca fue el deseo de superación… Estar en una institución de educación superior con un nivel de excelencia que me permitiera desarrollarme como un profesionista de los mejores del país”, comenta Aníbal.

Aníbal
En julio de 2017, Aníbal participó en el programa Talentum que le brindó la oportunidad de viajar a Pittsburgh.

Con lágrimas de felicidad por parte de su madre y acompañado por un primo, Aníbal comenzó en ese entonces una nueva etapa de su vida.

Así, recordó el momento en el que se le notificó que había sido seleccionado como un Líder del Mañana y que cursaría sus estudios de Mecatrónica dentro del Tec campus Guadalajara.

“El mayor reto que enfrenté en el Tec fue justamente al inicio. Empezar a cambiar tu forma de ver el mundo, de ver la visión del Tec, sus valores… Acostumbrarte a cómo trabaja, el nivel de exigencia que tiene”, señaló Aníbal.

Este joven líder se autodefine como una persona que le gusta resolver problemas al utilizar el conocimiento y para quien uno de sus ejes centrales es la familia, rodeado de sus 3 hermanos y padres.

“El mayor reto que enfrenté en el Tec fue justamente al inicio. Empezar a cambiar tu forma de ver el mundo, de ver la visión del Tec, sus valores... Mi experiencia en el Tec ha sido todo un camino lleno de sorpresas”, señaló Aníbal.

Y es que él decidió enriquecer su estancia y ser partícipe de una serie de actividades que el Tec ofrece, así como interactuar con profesores y compañeros para fortalecer distintos ámbitos.

Aníbal
El Tecnológico de Monterrey, campus Guadalajara, le brindó un reconocimiento por su trayectoria, además de ofrecerle nuevamente una beca del 100% para continuar sus estudios de maestría.

“Dentro de las experiencias no académicas del Tec, considero muy importante que fui colaborador de la Sociedad de Alumnos de Ingeniería Mecatrónica y posteriormente fui Presidente de la misma”, agregó Aníbal.

Además, destacó que el Tec lo impulsó a participar en el Programa Talentum, que reúne a los 60 líderes de las universidades más importantes del país. Este ejercicio los agrupa en equipos multidisciplinarios para asignarles un reto a resolver.

Durante su participación, Aníbal trabajó en un proyecto sobre migración y también tuvo la oportunidad de asistir a una mentoría en la Ciudad de México; esto le permitió salir del país para visitar la Universidad de Pittsburgh.

Entrenar niños para la Olimpiada de Matemáticas

Uno de los proyectos que más satisfacción le ha brindado a Aníbal ha sido crear, junto a Andrés Martínez Escobar -otro LDM- y alumnos de otras universidades la Olimpiada Infantil de Matemáticas en Michoacán.

Esto lo llevó en 2016 a convocar a niños de primero de secundaria de diversas partes del estado para inscribirse. Y después los entrenó en esta materia y así colaboró para que un representativo de Michoacán asistiera a este concurso de 17 años de existencia.

Aníbal
Durante un entrenamiento para la Olimpiada Infantil de Matemáticas en Michoacán, en la comunidad de Nueva Italia Michoacán.

“En 2017 participó Michoacán por primera vez y tuvimos una medalla de plata. Ahora, en junio de 2018 tuvimos una medalla de oro, una de plata y 5 menciones honoríficas", detalló el jóven LDM.

Y subrayó: "el Tec me dio los conocimientos administrativos y de liderazgo que se necesitaban para que un estudiante universitario fuera la persona que organizara este evento a nivel estatal”.

Este universitario tiene nuevos planes a futuro: estudiar una maestría en Mecatrónica, crear su propia empresa e involucrarse en proyectos sociales diversos, ya que uno de sus motivos principales es resolver problemas de su entorno.

Impulsar el cambio en el mundo y distribuir de manera equitativa las oportunidades, herramientas y recursos para alcanzar el potencial que como Nación se puede lograr es el compromiso que se plantea al egresar este Líder del Mañana.

Y a manera de consejo compartió una de sus premisas: “Tomar todos los retos y tomárlos sin miedo. El Tec te pone muchos retos enfrente, pero te hacen crecer”, concluyó Aníbal.

 

 

 

 

Seleccionar notas relacionadas automáticamente
0
Campus:
Categoría:

En Nuestros Otros Medios