Estas playeras dan a conocer lo que ve un niño con autismo contrastado con lo que nosotros veríamos.
por Mariana Perales - 25/09/2018

Mariana Perales | Campus Estado de México

Es difícil imaginar como otras personas ven o sienten el mundo, pero aún más complicado imaginar como lo hace un niño con autismo, ellos interpretan de manera diferente su entorno y sus gustos o intereses pueden ser muy variados.

Como parte del Reto Emprendedor, un grupo de estudiantes del campus Estado de México de primer semestre desarrollaron una campaña de playeras para dar a conocer como ve el entorno una persona con autismo.

En el diseño se ve una de las herramientas con las que el autista aprende y relaciona datos, las manos, y lo que ve un niño con autismo contrastado con lo que nosotros veríamos.

Un ejemplo, es el caso de Emiliano, quien con tan solo 6 años identifica su gusto por los dinosaurios, y al ver cierta seña con las manos la relaciona con uno.
 

Lo que nosotros vemos

Lo que Emi ve

Con los fondos recaudados de este emprendimiento se busca apoyar a otras iniciativas a favor del aprendizaje de niños con múltiples discapacidades, como el espectro autista, de sectores vulnerables en la Ciudad de Tapachula, Chiapas y en el Estado de México a través de ALICE (Autism Learning Instructor for Caring and Education).

El proyecto ALICE, dirigido por el Dr. Enrique Chong y estudiantes de distintas carreras del Tecnológico de Monterrey, cuenta con 8 años de respaldo.

Durante este tiempo, se han desarrollado estancias de investigación y materias acordes a su contenido para generar dispositivos electrónicos que ayuden a enseñar habilidades de lenguaje a niños con discapacidad mental mientras se entretienen.

Como muestra, se han desarrollado alrededor de 8 aparatos diferentes, los cuales ya se han probado en el CAM No. 68 y en la Fundación de Ayuda al Débil Mental.

El equipo está conformado por Víctor Díaz estudiante de la carrera Licenciado en Administración Financiera, Luis Martín Hernández estudiante de la carrera Licenciado en Administración y Estrategia de Negocios, Kathya Beltruy, estudiante de la carrera Licenciado en Psicología Organizacional, Abel Campos estudiante de Ingeniería en Mecatrónica y Katia López estudiante de Ingeniería en Biotecnología.


Muérdago Negro

El emprendimiento desarrollado por los estudiantes del Tecnológico de Monterrey, campus Estado de México, busca establecer ALICE como una asociación sin fines de lucro para el desarrollo de estos dispositivos tecnológicos, los cuales sirven de apoyo en el aprendizaje de niños no solo con espectro autista, sino también con parálisis cerebral, discapacidad mental, entre otros.

Únete a la causa y compra una playera aquí 

 

Categoría:

Notas Relacionadas

En Nuestros Otros Medios