La competencia tuvo una mecánica similar al conocido programa "Shark Tank" en donde cada equipo tuvo dos minutos para realizar un pitch

Jaime Solís  | Campus Chihuahua

Almohadas con luces, bufandas artesanales, postres saludables y hasta seguro médico para mascotas fueron algunos de los proyectos presentados por alumnos de Bachilleres de Chihuahua en una actividad llamada “Ram Tank” que tuvo sede en las instalaciones del Tecnológico de Monterrey Campus Chihuahua.

La competencia tuvo una mecánica similar al conocido programa “Shark Tank” en donde cada equipo tuvo dos minutos para realizar un pitch y así convencer a los “borregos” que su proyecto era el mejor, al finalizar el tiempo, el equipo pasaba a una sesión de preguntas de tres minutos.

Mientras algunos alumnos se mostraron nerviosos, otros se mostraron relajados. "El trabajo y la tensión fue en el proceso de hacer el proyecto", comentó Salvador Castro, alumno de sexto semestre del Plantel 10 de Bachilleres.

Por su parte, Javier Rodríguez, miembro de uno de los equipos finalistas comentó que participar en esta actividad "fue una gran experiencia, está buena la vibra de saber que hiciste un buen trabajo, un buen producto y que te hayan llamado a competir en el Tec de Monterrey”.

El equipo ganador fue el equipo de Te-Chini, quienes realizan bufandas para apoyar a la comunidad Tarahumara. Para tomar esta decisión, los tiburones tomaron en cuenta la ventaja competitiva del producto, la regionalidad así como el aspecto social, ya que cuenta con un impacto directo hacia la comunidad y finalmente la comercialización, ya que se pueda comercializar tanto en México como en el extranjero.

"El impacto social es algo que debemos de prever en todos los emprendimientos, apoyar una comunidad tan importante como la Tarahumara es algo que debe seguir impulsándose", comentó Claudia Ivonne Ortiz, directora de la carrera de Negocios Internacionales. 

Para finalizar, Alejandro Cacheux, encargado de la vinculación con las preparatorias del Estado de Chihuahua mencionó a los alumnos que es importante "no cansarse de tocar puertas" y aunque llegue el momento en el que un proyecto fracase, siempre hay que seguir buscando la manera de lograr el objetivo.

El jurado estuvo compuesto por “borregos” de distintas áreas, por pate la Escuela de Negocios estuvo Ana María Chávez, directora de la carrera de Administración Financiera; de la Escuela de Humanidades Bertha Quezada, directora de la carrera de Derecho; del área de Ingeniería el Exatec Rubén Ruiz y Yesenia Orozco del área de Emprendimiento.

 

 

 

 

Campus:
Categoría: